Oh happy day!

Días malos tenemos todos y ayer, para mi, fue uno de esos. Sin ningún motivo, pero iba de aquí para allá sin ganas de nada.

A eso hay que sumarle que antes de las vacaciones las horas pasan mucho más lentas. Parece que la fecha deseada de despedirte de la rutina, aunque sea por unos pocos días, no llega nunca.

Pero cuando estás en ese momento de no querer hacer nada es cuando aparece una buena amiga para recordarte que ahí fuera está esperándote el buen tiempo y un sol espléndido, que sentarte en un parque puede ser la solución a ese día malo. Pequeños placeres como ese pueden hacer que la jornada interminable tome un giro de 180 grados y se convierta en un rato genial para disfrutar.

¿Y sabéis lo bueno de tener un día así? Que sin base científica o explicación aparente el día posterior parece ir todo rodado, imagino que será uno por otro. ¿La estabilidad del karma? Quién sabe.

Y todo este rollo venía yo a contároslo para enseñaros una nueva libreta que ya está en manos de su dueña. Para subir un poco el ánimo de esos días malos. Desprende positivismo y eso siempre se agradece.

curiosodespiste

curiosodespiste

curiosodespiste

curiosodespiste

curiosodespiste

¡Que tengáis un feliz martes!

Anuncios

2 comentarios en “Oh happy day!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s